Hyperion, de Dan Simmons

hyperion_dan_simmons

  • Título: Hyperion
  • Autor: Dan Simmons
  • Título original: Hyperion
  • Año: 1989
  • Edición: Ediciones B; Colección Nova, 2015
  • Traductor: Carlos Gardini
  • Encuadernación: tapa dura con sobrecubierta
  • Idioma: español
  • Páginas: 642
  • ISBN: 978-84-666-5803-4

 

Mientras tenía en mente el proyecto que ahora da forma a la web, pensaba en cuál sería mi primera reseña literaria, la que me indicaría la senda que habría de seguir en futuras entradas. No he podido escoger una obra más difícil: Hyperion de Dan Simmons. Una obra difícil de reseñar, no sólo por su complejidad argumental y narrativa, sino por lo importante que es para el género de la ciencia ficción y, sobre todo, para mí.

El blanco abismo del papel se torna aún más profundo. Mi respeto hacia esta obra me llena la frente de sudor frío y el corazón de tinieblas…

1989 fue un año prolífico para Simmons. Además del libro que nos ocupa esta reseña, también publicó Los vampiros de la mente (Carrion Comfort), novela de terror con la que obtuvo el Bram Stoker Award y el Locus, y Fases de gravedad (Phases of Gravity), en la que narra las experiencias de un astronauta tras haber estado en la Luna. Sin embargo, y pese a la importancia que supuso sobre todo la primera, es con Hyperion con la que ascendió a lo alto de la cumbre, más allá de las nubes.

Argumento

En el siglo XXVIII, la humanidad se ha expandido por la galaxia tras abandonar la Vieja Tierra en un evento conocido como “Hégira”, terraformando multitud de planetas y fundando la Red de Mundos.

Más allá de la Red está Hyperion, un planeta que encierra grandes secretos y que es escenario de un inminente conflicto a gran escala entre los humanos de la Hegemonía, las inteligencias artificiales del TecnoNúcleo y los enjambres éxter.

En medio de esta vorágine, siete peregrinos acuden a Hyperion.

Los peregrinos son: el cónsul; Lenar Hoydt, un sacerdote católico en una época en que el culto prácticamente ha desaparecido y es tildado de secta; Fedmahn Kassad, coronel de la Hegemonía de FUERZA, de ascendencia palestina; Brawne Lamia, detective privado cuyo nombre encierra un vínculo al poeta Keats; Het Masteen, Templario y capitán de la nave-árbol Yggdrasill; Martin Silenus, viejísimo poeta que busca, al igual que Keats, concluir su gran poema; Sol Weintraub, un erudito judío que va acompañado de una bebé.

Cada uno relatará las tribulaciones que les han conducido a Hyperion mientras se dirigen a las Tumbas del Tiempo, donde les aguarda el Alcaudón y una incierta y aterradora epifanía.

___the_great_grass_sea____by_sabin_boykinov

The Great Grass Sea, de Sabin Boykinov

Crítica

La obra sigue una estructura similar a los Cuentos de Canterbury de Chaucer, del siglo XIV. En este caso, los personajes acuerdan contar sus historias en cada alto en el camino, dando lugar a seis historias bien diferenciadas.

Yggdrasill

La nave-árbol Yggdrasill

La trama es inicialmente densa, colmando de datos e información difusa al lector. Sin embargo, conforme avanza la lectura, esos retales, que parecían aislados, van cosiéndose formando el majestuoso tapiz que es Hyperion. Simmons, a mi juicio, hace un gran trabajo provocando esa sensación de incertidumbre al lector, para que, como un peregrino más, se vaya encontrando y haga su camino iniciático en busca de la expiación última del Alcaudón.

La prosa es muy rica y variada. Simmons emplea con maestría diferentes registros para cada relato, haciendo de cada uno una experiencia única. Cada personaje tiene una voz y un tono, desde las dudas existenciales del Padre Hoydt, la tristeza de Sol, la lucha frenética de Kassad, el misterio e investigación de Brawne… todos ellos están dotados de una gran humanidad y verosimilitud. 

Al contrario que otros escritores de ciencia ficción de corte más duro, Simmons se desmarca sin darle importancia a los aspectos científicos o tecnológicos, que simplemente utiliza como vehículo conductor, y sí a su presencia y sus consecuencias. Todo ello sin perder el cariz de un futuro lógico: la expansión del ser humano en el universo, el excesivo desarrollo de las inteligencias artificiales, etc. Eso hace que su obra no caiga en una obsolescencia prematura.

Sobre la edición

La edición que me ha servido como lectura es la primera edición en tapa dura con sobrecubierta (2015) de Ediciones B para la colección Nova. La portada luce una maravillosa ilustración de Gary Ruddell del Alcaudón observando a los peregrinos mientras surcan el Mar de Hierba. La traducción, muy acertada, corre a cargo de Carlos Gardini y está prologada por el omnipresente y erudito Miquel Barceló.

Sin embargo, hay un detalle que no puedo dejar pasar por alto: la elevada cantidad de erratas. Es una enorme pena que una obra de estas características esté tan descuidada en este aspecto. Espero que tomen nota del feedback, no sólo de esta página, sino de todas las que han considerado importante este detalle.

Nova es una pieza muy importante para la difusión del género en español y en otras novelas (muchas) que he leído de ellos no he encontrado este problema, por lo que confío en que quede solucionado en un futuro próximo.

Últimas palabras

Decía Luis Alberto de Cuenca que “para denunciar la realidad actual, no hay como situar nuestra denuncia en la atalaya de lo por venir”. En Hyperion, como en otras tantas novelas del género, vemos un claro ejemplo de dicha premisa.

A través de los relatos vemos cómo el ser humano ha permanecido con el corazón inmutable, cumpliéndose una y otra vez el eadem ser aliter o nuestra pulsión irrefrenable de repetir siempre lo mismo.

Si hay algo negativo que pudiera mencionar, por añadir algo, sería su abrupto final. En cualquier caso, no olvidemos que la saga continúa con La caída de Hyperion (publicada un año después) y culmina con Endymion (1995) y El ascenso de Endymion (1997). Por tanto, debemos considerar esta obra como los primeros pasos de un largo camino literario, como una antología de novelas cortas conectadas entre sí por un nexo común: el Alcaudón.

Hyperion obtuvo numerosos premios, entre ellos el Hugo y el Locus (1990), el Ignotus (1991) y el Seiun (1995). Esta obra sin embargo trasciende mucho más allá de los galardones, siendo una de las más importantes del género en la década de los noventa y todo un referente para la literatura posterior.

Hyperion no es solo un homenaje a Chaucer, a Boccaccio o a Keats, es un canto a la ciencia ficción y a toda la literatura.

Anuncios

3 comentarios

  1. Reblogueó esto en El laberinto de la quimeray comentado:

    Mi primera reseña sobre una obra de ciencia ficción y fuera del “laberinto”. Espero que os guste.

    Me gusta

  2. John Titor · · Responder

    Genial reseña literaria!

    He leído muchas y he de decir que esta es de las mejores.

    La estructura así como la extensión de la misma son impecables.

    Es sencillo diseccionar una obra, intentar describirla y transmitir las sensaciones que evoca, pero lograr hacerlo de forma concisa pero completa es otro cantar.

    Espero que sea la primera de muchas.

    Gran trabajo Máximo.

    Le gusta a 1 persona

    1. ¡Muchas gracias, viajero del tiempo!

      Esta clase de comentarios impulsan a seguir, sin duda.

      Un abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: